Asumió Alberto Fernández y convocó a la “unidad de toda la Argentina”

Aseguró que convocará a la “unidad de toda la Argentina, en pos de la construcción de un nuevo contrato ciudadano social que sea fraterno y solidario; fraterno, porque ha llegado la hora de abrazar al diferente, y solidario, porque en esa emergencia social es tiempo de comenzar por los últimos para después llegar a todos”.

Convocó a generar “una nueva mirada de humanidad en esta Argentina unida” en el discurso de asunción, en la Asamblea Legislativa, donde llamó a “recuperar los equilibrios sociales y ser conscientes de las profundas heridas que necesitan curarse”.

Explicó que hay que priorizar una “ética de las prioridades y la emergencia”, porque “sin pan la vida sólo se padece, y no hay democracia ni libertad. por eso la primera reunión consistirá en el Plan de Argentina contra el Hambre, para poner fin a este presente penoso”

El presidente sostuvo que “el cooperativismo y la agricultura familiar serán actores centrales de estas nuevas políticas”, porque “la cultura del trabajo se garantiza creando trabajos formales, con todos los beneficios de la seguridad social”.

Advirtió que se ha llegado a la actual situación porque se “han aplicado muy malas políticas económicas”, y que “esa serie de decisiones fueron determinantes para que el pueblo argentino en su mayoría las descalificara en las últimas elecciones”.

También, aseguró que el proyecto de presupuesto debe ser “propio” y “no dictado desde afuera”, y que por ese motivo recién podrá ser posible tenerlo “luego de la renegociación de la deuda y de poner en práctica medidas económicas sociales y de la economía real”.

Además, dijo que “va a llevar algún tiempo lograr lo que todos queremos” y anunció que “no le daremos tratamiento parlamentario al Presupuesto porque sus números no reflejan los compromisos que se han asumido”.

En esa línea, aseveró que “es tiempo de comenzar por los últimos, para después poder llegar a todos: este es el espíritu que hoy inauguramos. Los convoco sin distinciones a poner a la Argentina de pie, que comienza a caminar, con desarrollo y justicia social”.

Otras de las palabras más resonantes de Alberto Fernández en su primer discurso como presidente:

“Seguimos apostando a una América Latina unida”.

“Vivimos en un mundo complejo, donde han crecido los movimientos autoritarios y golpes de Estado”.

“En cualquier escenario la Argentina levantará alto sus principios, basados en la paz y la defensa de los derechos humanos”.

“Reactivación de obras públicas en todo el país y garantizar la absoluta transparencia en la administración de los recursos destinados”.

“Argentina tiene la voluntad de pagar la deuda y asumirá la renegociación para resolver el problema”.

“Para poner a la Argentina de pie el proyecto debe ser nuestro, y no de remanidas recetas que ya han fracasado”.

“La macroeconomía ordenada es la condición necesaria para la creatividad de las políticas en pos del desarrollo”, e indicó que, “en esa acción, vamos a proteger a los sectores más vulnerables”, ya que “el gobierno que acaba de terminar su mandato dejó al país en una situación de virtual default”.

“Impulsar un conjunto de medidas económicas y sociales de distinta naturaleza que comiencen a revertir el rumbo estructural de atraso social y productivo”.

DEJA TU COMENTARIO