Pacientes del Hospital del Oeste deben llevar su vaso al detentista

El ministro de Salud, Roberto Schwartz, a poco de asumir, aseguró que la salud de la provincia estaba en “terapia intensiva”, a juzgar por las nuevas situaciones que deben vivir los pacientes de los distintos hospitales y centros de asistencia primaria, el diagnóstico de la salud pública seguramente empeoró.

“No hay insumos básicos”, se quejó un profesional del Hospital de Oeste ante la pregunta de un periodista de este medio sobre las necesidades primordiales para realizar la tarea. Un cartel en la puerta del servicio de odontología solicita a los pacientes llevar un “vaso para enjuagarse”, ya que no cuentan en el nosocomio con material descartable.

“Los pedidos están realizados desde mediados de diciembre”, contó en exclusiva un facultativo, pese a ello, hasta el momento, no recibieron respuesta alguna.

 

DEJA TU COMENTARIO