La Cámara Federal exhortó a Bonadio a elevar a juicio oral el caso “cuadernos”

El fallo que le dictó falta de mérito a Paolo Rocca, CEO de Techint, incluyó una instrucción directa al magistrado para apurar el debate oral y resolver el sobreseimiento de Máximo Kirchner.

La Cámara Federal le ordenó al juez federal Claudio Bonadio avanzar en la elevación a juicio oral por la causa de los cuadernos, justo cuando el magistrado abrió una serie de causas anexas en donde volvió a llamar a la mayoría de los empresarios de la obra pública y exfuncionarios que ya había procesado por la asociación ilícita que presuntamente habría comandado la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

“Observamos que son numerosos los legajos que por separado se siguen abriendo comenzando nuevas investigaciones sectoriales con numerosos nuevos hechos y personas individualizadas con reproche. Los imputados con situación procesal ya resuelta en ambas instancias se pueden contar por decenas, así como los hechos que se han tenido por acreditados, en ambos casos con el grado de provisionalidad correspondiente a estas etapas. Es también muy significativa la cantidad de imputados que permanecen en estado de detención, situación ésta que amerita una rápida elevación a debate”, declaró el tribunal.

El reclamo de los jueces Lopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi incluyó un reto y lo instó a resolver dos cuestiones que ya habían marcado previamente y sobre las que Bonadio no habría avanzado. En primer lugar, se trata del sobreseimiento del diputado Máximo Kirchner por el delito de asociación ilícita. En segundo lugar, le pidieron al magistrado que profundice las líneas que apuntan a un grupo de empresas que hasta ahora no fueron llamadas a declarar y que habían sido mencionadas por el financista Ernesto Clarens en su rol de arrepentido.

Específicamente, la Cámara Federal remarcó: “Advertimos también que el a quo (Bonadio) ha hecho caso omiso a exhortaciones de este tribunal en cuanto a atender determinadas situaciones procesales. Entendemos el extraordinario cúmulo de trabajo que pesa sobre el magistrado que puede haber provocado que estas cuestiones hayan quedado relegadas. Razón por la cual le recordamos algunas que aún se encuentran pendientes, tales como el pedido de sobreseimiento efectuado por la defensa de Máximo Kirchner, con relación a la imputación del delito de asociación ilícita en la causa”.

En cuanto a la profundización de las líneas de investigación relacionadas con varias firmas. La Cámara le pidió a Bonadio que convoque a Perales Aguilar S.A., Cartellone S.A., Juan Carlos Relats S.A. o el grupo Eskenazi, entre otras. El fallo decía: “No dudamos situaciones todas estas que serán prontamente atendidas por el magistrado de grado”.

DEJA TU COMENTARIO