Interpol busca a su propio jefe, desaparecido en un viaje a China

Las autoridades francesas abrieron una investigación ante la llamativa desaparición del presidente de Interpol, el chino Meng Hongwei, del que su familia no ha tenido noticias desde que viajó a China a finales de septiembre, dijeron este viernes a la AFP fuentes próximas a la investigación.

Meng Hongwei, quien se convirtió en 2016 en el primer chino en dirigir la Organización Internacional de Policía Criminal, con sede en Francia, viajó el pasado 29 de septiembre a su país natal, según la radio francesa Europe 1.

Pero desde su viaje no se ha tenido noticias de su paradero y alarmada por la situación su esposa denunció su desaparición a las autoridades francesas.

La elección de Meng a cargo de Interpol dio lugar a críticas de organizaciones de defensa de los derechos humanos, debido a que China llevaba a cabo entonces una intensa campaña para capturar a fugitivos y disidentes en el extranjero, que para varios observadores servía como pretexto para purgas en el seno mismo del Partido Comunista chino. Pekín ha utilizado a menudo a Interpol para «detener a disidentes y refugiados en el extranjero», había alertado entonces Amnistía Internacional.

Interpol, organización basada en Lyon (centro-este de Francia), permite facilitar la cooperación entre las policías de sus 190 países miembros. La desaparición de Meng ha generado todo tipo de comentarios, y la policía francesa dispuso iniciar la investigación, solicitando a las autoridades chinas que verifiquen el ingreso del funcionario al país y el destino que habría seguido ya en territorio chino.

DEJA TU COMENTARIO