Más de 400.000 hectáreas inundadas en la localidad de Bolívar

El secretario de Asuntos Agrarios de la Municipalidad de Bolívar, Mariano Ruiz, afirmó hoy que hay más de 400.000 hectáreas afectadas por las inundaciones por las lluvias de los últimos meses y aseguró que la situación es «crítica» en ese distrito bonaerense.

«De acuerdo al informe satelital del INTA, hoy tenemos 55% del partido inundado y 30% anegado, lo que significa que tenemos unas 425.000 hectáreas que están en situación crítica y sin poder trabajar», dijo Ruiz.

El funcionario municipal explico: «Venimos desde febrero con los problemas de excesos hídricos, pero nunca llegamos a esto, ahora la situación es crítica». Ruiz detalló que «nos ha llovido desde lo que va del año unos 1.400 milímetros aproximadamente, cuando la media anual está entre los 800 a 900 en nuestro distrito».

En declaraciones a Télam, el funcionario aseguró que «el momento es muy complicado» ya que afectó más de 30% de la producción agrícola del partido ubicado en el centro de la Provincia de Buenos Aires.

«Los excesos hídricos a principios de año afectaron la cosecha del girasol, la soja porque no se pudo completar la cosecha y ahora, cuando ya deberíamos empezar la siembra del maíz, todavía nos queda sin cosechar desde el año pasado, situación complicada porque en algunos lugares está bajo 50 centímetros de agua», dijo.

Según Ruiz, «el arroyo Vallimanca que atraviesa nuestro distrito está totalmente desbordado y alcanza unos 600 metros del cauce, es una locura lo que está desbordado» «Indudablemente la situación es compleja, ya de igual modo ha llovido también en exceso en los partidos vecinos de Coronel Suarez y General Lamadrid, agua que si o si, pasa por Bolívar», afirmó. A la situación que afecta a los campos «se suma la falta de acceso», ya que el exceso hídrico corta los caminos rurales y desde el municipio «la única posibilidad que tenemos a nuestro alcance para colaborar es acarrear y colocar piedras para que puedan pasar para no quedar aislados», indicó.

«Siendo un poco optimista por estas horas comenzaría a bajar y, de no recibir más lluvias ni aguas de los distritos cercanos, podríamos decir que en unos 10 días el arroyo podría empezar a encausarse», consideró.

En tanto, manifestó que hicieron llegar al Ejecutivo bonaerense la solicitud de tubos y maquinarias para realizar limpieza de alcantarillados y entubamiento que permita facilitar el drenaje del agua, pero reconoció que «la situación es crítica en todo el territorio y hasta el momento no han llegado estos elementos»

DEJA TU COMENTARIO