Impuestazo: Rodríguez Saá castiga al sector privado y hace a la provincia totalmente dependiente de la nación

Un informe de la Fundación de Estudios Económicos, Tributarios y Sociales sostiene que frente a más impuestos se recauda menos. Las arcas públicas de la provincia son cada vez más débiles ante una política tarifaría que va camino al fracaso.

“Aumentar 61% los mínimos no implica un 61% de recaudación, la inflación interanual en enero fue del 56% y la recaudación fue del 35%. Castigar  a los contribuyentes no es el camino”, sostiene el Presidente de la fundación, CPN Facundo Santarone en declaraciones al programa Nada Secreto de Mario Otero en Radio Universidad.

“El aumento aprobado va a tener preferentemente un impacto directo en los impuestos fijos, en los mínimos del impuesto sobre los Ingresos Brutos, en las multas, en el impuesto inmobiliario y en Tasas Administrativas”, sostiene el informe difundido en los últimos días.

“El impuesto Inmobiliario representa el 5% de la recaudación total y las Tasas Administrativas el 2%, un aumento ahí, no va a solucionar un problema de fondo, solamente pretenderá hacerles pagar más a los contribuyentes, en su gran mayoría pequeños y medianos”.

En ese contexto la provincia se pone en la cima de los distritos con impuestos más elevados, “si se toma el impuesto sobre los Ingresos Brutos, la Ley solo tendría impacto en los mínimos, en donde con el aumento aprobado convierte a San Luis en una de las provincias con impuestos mínimos más caros del país”.

A modo de ejemplo, el monotributo de la categoría “A”. En San Luis, es 68% más caro que Mendoza y 64% más caro que Córdoba. San Luis, desde el 2012 aumentó 996.67% los mínimos, frente a Mendoza que lo hizo en un 331.5% y Córdoba 650 %.

 

DEJA TU COMENTARIO