CGT dividida: quiénes apoyan, y quiénes no, a la marcha de Hugo Moyano

Las diferencias en la metodología de protesta del 21F profundizó la crisis en el sector sindical. Los “Gordos” e “independientes” no se movilizarán. Camioneros espera sumar a los movimientos sociales.

Algunos quieren aislarlo. Otros creen que se aísla solo. Lo cierto es que el sindicato de Camioneros, que conduce Hugo Moyano, debió adelantar un día la movilización contra el Gobierno: finalmente será el próximo 21 de febrero para evitar que coincida con el sexto aniversario de la tragedia de Once.

“Por respeto a los familiares de la tragedia de Once, la movilización será el 21 de febrero”, sostuvo el secretario adjunto del gremio e hijo del líder sindical, Pablo Moyano. Precisó además que el punto de confluencia será la esquina de la avenida 9 de Julio y Belgrano a partir de las 15.

El anuncio fue realizado durante una reunión en la sede de la Federación de Camioneros, a la que además asistieron el secretario general de La Bancaria, Sergio Palazzo; de la CTA de los Argentinos, Hugo Yasky; y de la CTA Autónoma, Pablo Micheli. También se sentó a la mesa Roberto Baradel, del Suteba.

Sin embargo, la movilización convocada por Camioneros profundizó los cortocircuitos dentro del mundo sindical. Antes de que Moyano anunciara la marcha, uno de los tres integrantes del triunvirato de la CGT, Juan Carlos Schmid, había admitido sus reparos.

DEJA TU COMENTARIO