Trump podría suavizar su postura sobre Huawei si avanzan las negociaciones

El secretario del Tesoro norteamericano, Steven Mnuchin, reconoció que el presidente podría acceder a algunas concesiones con el gigante tecnológico “si recibe el respaldo de China y ciertas garantías”. De lo contrario, aclaró que Washington mantendrá los aranceles.

En el marco de la creciente guerra comercial, el presidente Donald Trump podría suavizar las restricciones de Estados Unidos sobre Huawei si se dan progresos en su próximo encuentro con su par chino, Xi Jinping. De lo contrario, Washington mantendrá los aranceles para recortar su déficit.

Trump y Xi tiene previsto reunirse a finales de este mes durante la cumbre del G20 que se llevará a cabo en Osaka (Japón) el 28 y 29 de junio.

“Creo que lo que el presidente está diciendo es que, si avanzamos en el aspecto comercial, tal vez esté dispuesto a hacer ciertas cosas por Huawei si recibe el respaldo de China y ciertas garantías”, aseguró este domingo el secretario del Tesoro norteamericano, Steven Mnuchin. “Pero estos son asuntos de seguridad nacional”, aclaró.

Washington ha impuesto y luego endurecido los aranceles a las importaciones de productos chinos en un intento de reducir el déficit comercial de Estados Unidos y combatir lo que denomina prácticas comerciales desleales.

También ha acusado al gigante chino de las telecomunicaciones de espionaje y robo de propiedad intelectual, acusaciones que Huawei Technologies Co Ltd[HWT.UL], proveedor líder de tecnología 5G de última generación, niega.

Washington ha incluido a Huawei en una lista negra que prohíbe a las empresas estadounidenses hacer negocios con esa compañía, y ha presionado a sus aliados para que la excluyan, argumentando que podría usar su tecnología para realizar espionaje para Pekín.

Mnuchin dijo que Estados Unidos está dispuesto a llegar a un acuerdo con China, pero también a mantener los aranceles si es necesario.

“Si China quiere seguir adelante con el acuerdo, estamos preparados para seguir adelante en los términos que hemos acordado. Si China no quiere seguir adelante, entonces el presidente Trump estará feliz de seguir adelante con los aranceles para reequilibrar la relación”, indicó el secretario del Tesoro.

DEJA TU COMENTARIO