Facundo Manes en carrera para ser Defensor del Pueblo de la Nación

El neurocientífico Facundo Manes ahora quiere que el Congreso lo elija Defensor del Pueblo de la Nacion, un cargo que está vacante desde 2009 y que la Casa Rosada quiere cubrir luego de las elecciones.

Este miércoles se reunió la Comisión Bicameral que se armó en el Congreso para definir al Defensor y puso como plazo para presentar candidaturas al próximo 26 de octubre.

Que el plazo venza cuatro días después de las elecciones no es un detalle: quien pidió estirarlo fue Juan Manuel Abal Medina, vicepresidente de la Bicameral, que el domingo 22 tratará de entrar como segundo diputado nacional en la lista de Cumplir de Florencio Randazzo. Si queda afuera, hará un intento por ser nombrado Defensor.

Además, hay más de diez anotados, entre los que está Juan Grabois, presidente del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) y la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), muy cercano al Papa Francisco.

Pero la Rosada tiene otros planes: si bien aún no tienen un elegido, luego del frustrado intento de Mauricio Macri por nombrar a Graciela Ocaña y meter al ex Defensor Eduardo Mondino por la ventana, ahora están negociando para que el organismo siga en manos de Juan José Bockel, el actual titular interino. Bockel no tiene pertenencia a ningún partido y en el Gobierno creen que sería un perfil ideal para mantener a la Defensoría en modo avión. Incluso el senador radical Juan Carlos Marino empuja la candidatura de Bockel.

Pero desde otro sector de la UCR no quieren desaprovechar la oportunidad histórica de sumar otro cargo de importancia institucional y deslizan el nombre de Manes, ya que en los pasillos siempre se habla de que a la Defensoría del pueblo tiene que ir un “Favaloro”, salvando las distancias.

El neurocientífico rechazó la oferta de María Eugenia Vidal para ser diputado nacional por la provincia, ya que no encabezaría la lista que lleva como número uno a Ocaña. Por ese motivo, y por una carta de despecho horas después de la renuncia, ya no es considerado un hombre grato en algunos círculos del PRO.

Tampoco en los aliados de la Coalición Cívica, ya que Elisa Carrió lo define como “el inventor del doble by pass de marketing”.

DEJA TU COMENTARIO